ladoblehélice

La continuación del periodismo, pero por otros medios.

Edición española

La versión española de Falsos testigos del porvenir aparecerá  en febrero de 2010, publicada por Seix Barral.

Así que ahora que empiezo a trabajar con vistas a esa reedición, y trabajaré hasta que termine agosto, agradezco los comentarios, sugerencias y correcciones que los lectores de la edición argentina quieran dejar aquí.

Anuncios

Archivado en: Artistas invitados, Correspondencias, Cortocircuitos, El autor y el dinero, El Ministerio y el indulto, El taller, Epistemología de la vida cotidiana, La pistola humeante, Margarita Robles Fernández, Papelera, Rafael Ricardi, Uncategorized

7 Responses

  1. ladoblehelice dice:

    Muchas gracias, A.B.

    Me gusta

  2. mapamundi70 dice:

    Para desengañarse de la “justicia”, no hay más que participar (activa o pasivamente) en ella.
    De repente una mañana te levantas y te encuentras con “la bata de cola negra” colocada encima de un estrado, escuchando mentiras amparadas por la Ley y una se pregunta: ¿Qué coño hago yo aquí?
    El sueldo, el mundillo, tu vocación, esa que van asesinando a diario, el Código penal y la Ley de Enjuiciamiento criminal, desgastados de tanto darles vueltas a ver si se encuentran soluciones que obviamente no se contemplaban en el siglo XIX, cuando se redactó la Ley de ritos penal, ya no te compensan en absoluto.
    La vida de la gente, ésa que provoca las fricciones y los problemas que vemos “encima del tablao con la bata de cola” sucede ahí fuera y hay que darse un “bañito de barrio” de vez en cuando, para renovarse y entender lo que a desde 50 cm del suelo, parece chavacano e inverosímil.
    Volar, recorrer, ver que no todas las almas que te cruzas durante el día tienen ese puntillo de maldad que les llevan a “tu territorio”, hacen que quizá algún día tengas ganas e ilusión (o falta de pasta en el banco…) para volver a esa guerra desfasada, en la que la gente se convierte para muchos (nunca fue mi caso) en un número seguido de una barra y el año en curso.
    Larga vida a la crítica arriesgada de aparatos obsoletos.
    Muchos Braulios harían falta, uno en cada Tribunal Superior de Justicia de los que viven en la piel de toro.
    Saludos.
    Miryam.

    Me gusta

  3. …Me alegro mucho por la publicación aquí: es lo más lógico. No tenía sentido que se publicara en Argentina y no aquí, tratándose de ESTE caso…
    …No así por las cervezas que no nos hemos tomado juntos en estos días…
    …Un abrazo…

    Me gusta

  4. A.B. dice:

    Hay una entrevista con Rafael Ricardi hoy en El mundo.

    Me gusta

  5. Lea dice:

    Felicidades Braulio, me muero por leerlo.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Escribe tu dirección de correo electrónico para recibir las nuevas entradas por mail.

A %d blogueros les gusta esto: